Conoce nuestro Canal de Podcast, inspírate y aprende más

  • Certificación
    Login
    Directorio
    Payments
    investments
    Support

It is Time / Es tiempo.

Por: Bikundo Onyari
LifePreneur Coach, Trainer, Facilitator.
Nairobi, Kenya.

Versión en Español

“Sabemos que el cambio puede ser caótico, pero la ley natural de la evolución y la expansión está actuando ahora y yo estoy participando en ella.” ~ Anónimo

La comodidad ha tenido tanto poder en nuestras vidas a lo largo de los años debido a cómo nos hace sentir. Es como estar en la cama mucho tiempo después de despertarse, pero ese calor se ha negado a dejarte ir. Tal vez sea el edredón o el tamaño de la cama. Finalmente, logramos levantarnos y continuar con nuestra rutina de vida habitual. Este ciclo se repite repetidamente, y eventualmente, es algo que no podemos dejar pasar.

En este momento estamos viviendo tiempos sin precedentes, cada día más complejos y difíciles de predecir. La pandemia de Covid-19 ya ha tenido un gran impacto en nuestras vidas, y nos preguntamos qué nos golpeó. A veces parece que estamos en una película preguntándonos cuándo terminará. Una cosa es segura, la pandemia ha expuesto la parte más vulnerable de varios problemas: infraestructura de salud, división racial, estado económico, problemas de derechos humanos (tanto locales como globales), entre otros. Todas estas son grandes preocupaciones para la humanidad sin soluciones fáciles u opciones por delante.

A nivel personal, sentimos el efecto en el mundo y, a veces, es como si llevamos la carga universal sobre nuestros hombros. Este sentimiento puede ser bastante frustrante, y de vez en cuando, nos sentimos agitados debido a cómo se desenvuelven las cosas y la duración que lleva. Parece que nuestro enfoque de solución rápida para los problemas ya no funciona, nuestra individualidad ahora parece amenazada y el enfoque se ha desplazado hacia la supervivencia. Nos preguntamos, ¿sobreviviremos? El enfoque es mucho menos en cómo prosperar.

Tengo la sensación de que estamos en un momento de un tipo diferente de evolución, y está sucediendo frente a nuestros ojos, y podríamos perder esta oportunidad de cocrear lo que imaginamos para este mundo. Existe el momento oportuno para dejar de lado nuestra comodidad y los hábitos y creencias de larga data que nos han traído hasta aquí. Estos hábitos eran nuestros amigos, y al igual que nuestras camas o edredones, hemos creado la ilusión de una vida cómoda. Es por eso que nos preguntamos de dónde viene esta pandemia y por qué ahora. 

Nos ofrece la oportunidad de volver a examinar cómo hemos estado manejando nuestros asuntos de la vida y lentamente hacer un cambio a un mundo nuevo. Necesitamos recordar que creamos nuestros mundos cada día a través de nuestras creencias, acciones y cómo nos mostramos en la vida. Necesitamos preguntarnos, ¿cómo han afectado estas acciones a nuestra individualidad, comunidad y, eventualmente, al mundo? Es el momento de dejar de lado esas cosas o perspectivas que eran cómodas pero que ya no nos sirven de nuevo y no nos servirán a medida que avanzamos en esta evolución. Necesitamos tomar tiempo y evaluar lo que hemos tenido tan caro en nuestras vidas y dejarlo ir con amor. Al igual que de vez en cuando, necesitamos despejar nuestras mentes o casas; Es el momento de soltar y liberar lo que ya no nos sirve. Ha cumplido su propósito y ha sido cómodo, haciendo que algunos de nuestros días sean cálidos.  

¿Qué planeas dejar ir que te haya dado consuelo todos estos años?

Es hora de dejar ir.


English Version

“We know that change can be chaotic, but the natural law of evolution and expansion are at work now and I am participating in it” ~ Anonymous

Comfort has held so much power in our lives over the years because of how it makes us feel. It is like being in bed long after waking up, but that warmth has refused to let you go. Maybe it is the duvet or the size of the bed. Finally, we manage to get up and go on to our usual life routine. This cycle repeats itself repeatedly, and eventually, it is something we can’t let go.

We are at the moment living in unprecedented times, which are becoming complex each day and hard to predict. The Covid-19 pandemic has already had a great impact on our lives, and we are left wondering what hit us. At times it feels like we are in a movie wondering when it will end. One thing for sure, the pandemic has exposed the underbelly of several issues ⁠— healthcare infrastructure, race division, the economic state, (both local & global) human rights issues, among others. All these are huge concerns for humankind with no easy solutions or options ahead.

At a personal level, we feel the effect on the world, and at times it is like we are carrying the universal load on our shoulders. This feeling can be quite frustrating, and once in a while, we feel agitated because of how things are panning out and the duration it takes. Our quick-fix approach for issues seems not to work anymore, our individuality now seems threatened, and the focus has shifted to survival. We are wondering, will we survive? The focus is far less on how to thrive.

I do sense we are in a time of a different type of evolution, and its happening right in front of our eyes, and we might miss this opportunity to co-create what we envision for this world. There is the opportune time to let go of our comfort and long-held habits and beliefs that have gotten us here. These habits were our friends, and just like our beds or duvets, we have created an illusion of a comfortable life. That is why we are wondering where this pandemic comes from and why now. 

It offers us the opportunity to re-examine how we have been running our life affairs and slowly make a shift to a new world. We need to remember that we create our worlds each day through our beliefs, actions, and how we show up in life. We need to ask ourselves, how have these actions affected our individuality, community, and, eventually, the world? It is the time to let go of those things or perspectives that were comfortable but no longer serves us again and will not serve as we go through this evolution. We need to take time and assess what we have held so dearly in our lives and lovingly allow it to go. Just like once in a while, we need to declutter our minds or houses; it is the time to let go and release what no longer serves us. It has served its purpose and has been comfy, making some of our days warm.  

What are you planning to let go that has given you comfort all these years?

It is time to let go.


— Bikundo Onyari

Bikundo Onyari es un ser de espíritu libre que expresa su pasión a través de la enseñanza, el entrenamiento, la facilitación, la tutoría y la escritura creativa basada en su viaje y experiencias. Tiene su sede en Nairobi, Kenia. Pueden contactarlo  y seguirlo en twitter @alifepreneur y / o en LinkedIn .

Compartir

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on email
Email
Share on linkedin
LinkedIn
Share on print
Print

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Social Media

Lo más buscado en el Directorio de Negocios

Obtén las actualizaciones más recientes

Suscríbete a nuestro Boletín de Noticias

No spam garantizado.

Categorías

Tendencias

Noticias Relacionadas

10 años Banco Alimentos de Honduras

Banco de Alimentos de Honduras, una década, combatiendo el hambre, desnutrición e inseguridad alimentaria en Honduras.

El Banco de Alimentos de Honduras, fue fundado en el año 2011 e inició operaciones en el año 2012, como una iniciativa de cinco empresas del sector privado que se unieron para contribuir a reducir el hambre y la desnutrición en Honduras. Esto fue posible por medio de la recepción de alimentos perecederos y no perecederos aptos para el consumo y su distribución entre la población en situación de vulnerabilidad e inseguridad alimentaria. Desde su fundación a la fecha, el BAH ha rescatado 10,832,620 kilos de alimentos y productos y se han entregado 9,996,350 kilos, entregando así 19,705,536 raciones de

Visión Mundial Honduras

World Vision lleva a cabo foro: Fomentando el Empoderamiento Femenino y la Inclusión Social.

Tegucigalpa M.D.C. Honduras, 13 de septiembre de 2021. Con el propósito de empoderar económicamente a las mujeres y lograr la igualdad de género para alcanzar los objetivos de Desarrollo Sostenible de la Organización de las Naciones Unidas (ONU) se llevó a cabo el panel sobre el Empoderamiento Femenino e inclusión Social, organizado por World Vision Honduras. Barreras estructurales, conflictos políticos, estereotipos y roles de género, riesgo climático, y estadísticas que ilustran un aumento acelerado en la brecha de desigualdad, entre los grupos vulnerables: las mujeres y niñas, hombres y niños, personas con discapacidad y otros grupos vulnerables, son apenas algunos de

Banco de Alimentos de Honduras, contribuye a la educación de sus beneficiarios para la prevención del contagio del COVID 19 en diferentes zonas de nuestro país.

En momentos de emergencia Nacional, Banco de Alimentos de Honduras, a través de nuestro proyecto “Educar es Prevenir”, está trabajando arduamente para contribuir a la concientización de la prevención del COVID-19. Es por ello que durante este proyecto hemos entregado mascarillas, botes de alcohol y gel antibacterial a personas que no tienen acceso a equipo de bioseguridad. El Banco de Alimentos de Honduras, gracias al apoyo de The Resource Foundation y Avery Denninson se ha logrado desarrollar  el proyecto “Educar es Prevenir”, el cual por medio de capacitaciones, elaboración de material informativo y manuales; así como, la entrega de equipo de

Banco de Alimentos Honduras

Banco de Alimentos de Honduras, afirma su compromiso con la seguridad alimentaria y nutricional en sectores vulnerables de nuestro país.

Banco de Alimentos de Honduras a través del proyecto “Alimentó Seguro, Nutrición saludable” de nuestro programa insignia “Nutriendo Corazones”, ha realizado evaluaciones nutricionales a 20 organizaciones asistenciales, brindando diagnósticos y monitoreo de la seguridad nutricional de los beneficiarios. El Banco de Alimentos de Honduras continúa trabajando para el más necesitado, llevando alimentos y productos a grupos vulnerables de nuestro país, extendiendo el alcance de su noble labor a 82 municipios en los 18 departamentos de Honduras, rescatando a la fecha más de 9.9 millones de kilos de alimentos y productos, beneficiando a más de 25 mil personas y entregando más

Este sitio web utiliza cookies para que tengas la mejor experiencia. Si continúas navegando estás dando tu consentimiento de las mencionadas cookies y a la aceptación de nuestras Políticas de Privacidad